COLOMBIA EN LA CÚSPIDE DE LA LIBERTAD EN AMÉRICA


Armando Ribas, julio de 2008.


Próximo a cumplirse el cincuenta aniversario del régimen más criminal que ojos humanos vieren en este continente, desde que los españoles en cien años enviaron al “cielo “ a los cien mil indios que encontraron en Cuba, siento la angustia profunda del cinismo imperante de la izquierda, Y no me refiero tan solo a la continental sino a esa luz que agoniza desde la amante de Zeus, a través del encomiado Iluminismo que oscureció las mentes europeas, creando los totalitarismos del siglo XX, y que hoy todavía perduran en el terrorismo racional de este continente.


No obstante esta realidad en la que afloran las figuras descollantes de Castro., Chávez, Morales , Correa, se ha producido un hecho que abre una luz de esperanza para la libertad en América Latina. Ese hecho inusitado llevado a cabo por el presidente Uribe de rescatar a Ingrid Betancourt y otros catorce rehenes de las FARC puede ser el hito que cambie la geopolítica latinoamericana plagada del cinismo colectivo, enraizado en la supuesta distribución de la riqueza y la solidaridad.


Este hecho de singulares características , ha producido una verdadera conmoción en el mundo, pero es de esperarse que luego de la emoción del reencuentro se tome conciencia de las verdaderas causas ideológicas que generan la necesidad de llevar a cabo acciones de esta naturaleza. Acciones indudablemente meritorias pero que en si no parecieran poder terminar con la percepción pseudo ética de de la naturaleza del terrorismo., supuestamente sustentada en la redistribución de la riqueza, pero en la realidad con un objetivo claro::la búsqueda del poder político absoluto.


Insisto, la emoción causada por la recuperación de los rehenes , que como la Sra Betancourt parecían condenados a una muerte segura, como consecuencia de la intransigencia y criminalidad terrorista, no implica que podamos olvidar a más de mil rehenes aun en manos de estos criminales que todavía sufren el dolor y la desesperanza del cautiverio. No deberíamos olvidar tampoco, o más bien desconocer como pretende la Unión Europea, que la mayor parte de los rehenes en este continente se encuentran en Cuba y son los ciudadanos cubanos, sujetos por casi cincuenta años a vivir entre las rejas del pensamiento y en la pobreza generada por la distribución de la riqueza a favor de la Nueva Clase al decir de Milovan Djilas. .Desafortunadamente nadie parece tomar conciencia de que las FARC representan el proyecto político criminal que se aposentó en Cuba el 1º de Enero de 1959, y que hoy aparece representado y emulado por el Sr Chávez en Venezuela.


En virtud de esa ceguera política, o más bien ética, la Unión Europea acaba de levantar las sanciones que impusieran a Cuba hace unos cinco años, cuando el régimen como en otras oportunidades impidiera la salida de la isla a unos 75 cubanos y de paso mataran a tres de ellos. No es que crea que tales sanciones podrían transformar al régimen tiránico que hoy representa Raúl Castro bajo la sombra de su hermano. Pero este acto representa un nuevo desconocimiento de la realidad cubana y que no es otra que la que pretende instaurar la FARC en Colombia. Castro es las FARC en el poder, y tampoco podemos ignorar que la exaltación de la figura del Che Guevara no es más que un alineamiento con el terrorismo, ya fuere revolucionario (Colombia) o en el poder (Cuba).


En otras palabras las diferencias de riqueza en nuestro continente al Sur del Río Grande no son el resultado de los emprendedores que las crean, sino de los gobiernos que las reparten. O sea, en esa pretendida ética de la igualdad se justifica la violación de los derechos individuales, con lo que desaparece la creación de riqueza y se crea un poder político absoluto, hoy aparentemente legitimado por la democracia electiva. Podría decir que aquellos que supuestamente quieren crear una sociedad en la que el justo “no” peque siete veces crean los gobiernos que pecan setenta veces siete. Y en ese sentido querría recordar las sabias palabras de León XIII en su encíclica RERUM NOVARUM de 1890, donde dijo:” en la sociedad civil no pueden ser todos iguales, los altos y los bajos.


Afánense en verdad por ella los socialistas; pero vano es ese afán y contra la naturaleza misma de las cosas. Porque ha puesto en los hombres la naturaleza misma grandísimas y muchísimas desigualdades. No son iguales los talentos de todos ni igual el ingenio ni la salud, ni las fuerzas; Y la necesaria desigualdad de estas cosas sigue espontáneamente la desigualdad en la fortuna. La cual es por cierto conveniente a la utilidad ya sea de los particulares como de la comunidad”.


Perdónenme la longitud de la cita anterior pero la creo sumamente relevante en este momento en que la supuesta globalización parece haber globalizado el criterio contrario. Era evidente que León XIII estaba a favor de la división del trabajo e influenciado por Adam Smith, no así Pío XI quien cuarenta años después escribiera la Quadragesimus Anus en franca oposición a su antecesor y decididamente influenciado por Hegel, como parece estarlo también el presente Papa, llegó al acuerdo con Mussolini con el fascismo corporativo en el que el Estado era todo y el individuo nada.


Pero que podemos esperar de Europa - como ya lo había previsto Sarmiento- que después de crear los sistemas políticos mas criminales que conociera la historia como lo señala Francois Revel, insiste en la ética de la distribución y la descalificación del único sistema que permitió la creación de riqueza en este mundo y que fuera el capitalismo. En un artículo de Stephen Theil, publicado por la revista Newsweek con el título”:Filosofía Europea del Fracaso” dice: “Tanto en las escuelas de Francia como las de Alemania por ejemplo han colaborado para arraigar una seria aversión al capitalismo…el capitalismo mismo es descrito en varios puntos del texto como brutal, salvaje, neoliberal y americano.” Y todavía creemos que existe una civilización Occidental y se ignora la diferencia sideral entre la filosofía política Franco Germana que produjo los totalitarismos del comunismo y el nazismo, y la Anglo americana que le dio al mundo por primera vez en la historia la oportunidad de la libertad.


Ante esta patética realidad que ya había sido percibida por Von Misses en 1922 cuando observara que el problema con el socialismo es que aun los que se le oponen aceptan sus premisas éticas fundamentales (SIC), no puede extrañar que Europa aparezca hoy preocupada por la democracia en Zimbawe, y pretenda ignorar la tiranía cubana que está por cumplir sus bodas de oro con Satanás. Me pregunto: ¿Cuál es la diferencia entre Mugabe y Castro? Debo decir que siempre me opuse al embargo americano a Cuba , que vino a aparecer como la causa del desastre producido por la revolución comunista .. Pero ello no quiere decir que pueda justificar que se entregara a Cuba a la órbita soviética por la Nueva Frontera, y que determinara el proceso de subversión en América Latina de los años setenta, hoy aparentemente revalorizado en nombre de los derechos humanos y del terrorismo de Estado que todavía pretende ignorar el de las FARC.


La euforia causada por la brillante operación que diera por resultado la liberación de Ingrid Betancourt y de otros rehenes de las FARC no puede hacer olvidar el carácter delictivo de los terroristas más antiguos del continente. Pero más importante aun es que se pretenda ignorar que la exaltación y admiración por el Che Guevara constituye un aval implícito y explícito al terrorismo de las FARC, además ligadas con el narcotráfico de las que Cuba es su representante por antonomasia. Es una falacia ignorar la ideología que sustenta la supuesta ética de lo que he denominado el terrorismo racional, que se iniciara con los jacobinos, siguiera con los bolcheviques y, subsiguientemente, con los nazis. Pero hoy parecería que la supuesta solidaridad de la izquierda ha logrado confundir al capitalismo como la derecha nazi.. En tanto se ignoran los crímenes cometidos por la subversión en América Latina financiados por la Unión Soviética y entrenada en Cuba.


Es posible que la brillante actuación del ejército colombiano pueda rescatar en alguna medida la realidad de la verdadera alternativa que enfrentó el .continente en la década del setenta: o los militares o los comunistas. Y esta realidad no pretende ignorar ni los errores ni los excesos cometidos por los gobiernos militares de la época. Lo que si es un crimen mayúsculo es ignorar los crímenes cometidos por los idealistas subversivos, de los que dan cuenta Nicolás Marques en su libro La Mentira Oficial, y así como la obra cumbre al respecto de Carlos Manuel Acuña:: Por Amor al Odio que comenzaron en Argentina durante el gobierno democrático de Isabel Perón.


Pero soy optimista, y espero que este hecho inusitado ponga de manifiesto, las aberraciones existentes en el continente. En primer lugar ponga una vez más en evidencia la criminalidad potencial de Chávez y sus relaciones más que demostradas con las FARC que por supuesto comparten su ideología. Asimismo se comprenda la posición cínica del Sr Inzulza en su papel de director de la OEA en el juicio que hiciera sobre la violación de la soberanía ecuatoriana por parte del ejército colombiano. Parecería que la ideología determina el carácter de la soberanía y cuando se ataca a Colombia desde territorio ecuatoriano no existe violación de la misma. Creo que este evento podría cambiar la geopolítica latinoamericana y hacernos comprender que la democracia solo tiene razón de ser cuando se respetan los derechos individuales y se limita el poder político. Pues como bien dijera Alberdi: “ el país es libre cuando no depende del extranjero, pero los individuos no son libres cuando dependen total y absolutamente del Estado”.